You are currently browsing the tag archive for the ‘Camino’ tag.

A veces pienso en lo difícil que pueden ser las decisiones. En cómo poco a poco la vida te impulsa por un camino extraño y lleno de incertidumbre sólo para que descubras las nuevas fuerzas que tienes en tu interior. Lo mucho que has crecido y lo grande de tu corazón.

Es fácil caer en el vacío del miedo y pensar que no serás capaz de lograr ese sueño tan maravilloso que tienes en tu interior. Ese gran deseo que te hará un poco más feliz y convertirá tu vida en algo más llevadero en este mundo lleno de dolor y rencor.

Pero no es ése el rumbo que cada ser merece.

Merecemos una vida satisfactoria, llena de momentos alegres y amor. Sobretodo eso. Amor.

Es algo trillado hablar de amor y decir lo maravilloso que es. Lo rico que se siente que alguien te ame o que diga que lo hace.

Hoy no voy a hacer poesía, ni a contar historias. No llenaré de adjetivos este mensaje sólo para cantar al amor bonito y real.

Porque yo creo en el amor real, en el amor a primera vista, en el amor que todo lo puede y todo lo conquista (la rima fue sin querer).

Hoy quiero compartir los caminos que el amor toma en mí. Caminos nuevos y misteriosos. Es una fuerza que tiende a doblegarme hasta el limite de la derrota, hasta sentir que no puedo con el peso de sostener ese corazón que tengo. Llega a quitarme mis propias fuerzas, pues se alimenta de ellas y me vence.

Y sin fuerzas y derrotado pienso en rendirme. Sé que la vida sería más fácil así, entregado a la potencia de mis emociones. Pues no sería responsable de lo que mi corazón dictamine, sería un simple ejecutor de una voluntad más grande, dentro de un plan que desconozco.

Acá hago la semejanza con la idea de dios. De su amor al cual debes entregarte y confiar.

¡Pero no!  No me entregaré a ese amor ajeno. No quiero un padre todopoderoso que me ame y que tenga un proyecto para mí. No.

Esa sería para mí una vida sin sentido. Una vida a merced de alguien más y sobre la cual no tengo poder. Y eso no es felicidad, ni mucho menos amor real.

El amor que creo real. Es un amor que te libera y te hace ligero. Un amor que es tuyo, nació de ti por ti y para ti. Un amor que se alimenta de amor. Un amor que te llena de felicidad hasta limites insospechados.

Pero para conseguir ese tipo de amor es necesario sacrificar muchas cosas. Descargarte para hacer espacio, pues mientras más hondo haya cavado el dolor y las lágrimas erosionado tu interior, es mayor el espacio.

Así pues, esta fuerza que me doblega y me hace sufrir no me vencerá, ni me entregaré… la usaré, me haré fuerte con ella y las lágrimas que derramé serán el vino que embriagará la fiesta del triunfo.

Amo, amo mucho y nunca dejaré de hacerlo, pero es  mi amor. Amor que nace de mí para mí.

Anuncios

Hoy vi cuatro camellos perder una joroba. Olvidé lo que dije sería inolvidable y perdí los pasos en el camino ya trazado. Olvidado, perdido y he sido bendecido con latidos que no paran. Que galopan en mi pecho, me retumban, me fraccionan y lesionan a los más pequeños que vienen muy derechos.

Será mi dios el que parte y dictamina. Será un dios camellero que no bebe y resiste, pero qué dios es aquel que pierde joroba en plena mina, o tú que sin saber mentiste.

Mi Twitter

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

diciembre 2017
L M X J V S D
« May    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Archivos