Hay mujeres hermosas, hay mujeres apasionadas y transformadoras. Mujeres con quienes los momentos valen más, con quienes el tiempo parece desalmado y pasa raudo, sin apreciar la belleza de los instantes compartidos.

Hermana querida

Hermana querida

Tuve la dicha de conocer mujeres así. Ella es una de ellas, mi querida hermana del alma. Con quien compartimos sueños, de una manera particular, compartimos un mundo mágico en donde somos parte de una misma tribu existencial.

Un abrazo sin tiempo querida Tamara, y que la vida nos encuentre una vez más para poder colorear cartulinas y tomar unas cervezas.

Anuncios